POR QUÉ ESQUIAR EN EL MES DE ABRIL EN SIERRA NEVADA ES UN BUEN PLAN

CALENDARIO
diciembre 2021
L M X J V S D
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031  

Todas las ventajas de esquiar en el mes de abril. El mes de marzo está ya mismo dando sus últimos coletazos y eso anuncia la llegada de la primavera. Es común que, en esta parte del año en la que el sol empieza a calentarnos más, sean muchos los que deciden guardar sus esquís hasta el invierno que viene. Pero ¿Es la primavera una estación incompatible con los amantes de este deporte de invierno? Hay muchas razones que llevan a pensar que no, que esquiar en el mes de abril es posible y que es una grata experiencia cuando se hace en un entorno tan majestuoso como el de Sierra Nevada.

LA TEMPERATURA ES MÁS AGRADABLE

Uno de los motivos por el que esquiar en el mes de abril en Sierra Nevada es una buena idea es por las suaves temperaturas. En este mes el termómetro concede unos grados de tregua y no será necesario cubrirse con una gran cantidad de capar para ponerse a esquiar. Esto es un punto muy a favor para aquellos que soportan peor el frío o tienen facilidad para pillar resfriados. También para los niños y aquellos que se agobian cuando tienen que enfundarse chaquetas de nievecamisetas térmicasforros polares y demás.

En la época primaveral esto no es algo de lo que haya que preocuparse. De hecho, con una capa base y con una chaqueta impermeable será suficiente para retener la temperatura. Todo esto disminuye también el tiempo de preparación. En abril no tendrás que invertir mucho tiempo en vestirte y prepararte para ir a esquiar. Estarás listo en cuestión de minutos para darlo todo en la nieve.

UNA NIEVE MÁS AMABLE

Cuando comienza la temporada de nieve en pleno invierno, el espesor de la misma está en sus niveles máximos y hay más probabilidad de encontrarse con nieve dura. Hace poco os hablábamos de que la nieve polvo es la mejor nieve para esquiar. Esta es la que ofrece un mejor deslizamiento y una mayor amortiguación en caso de caída. También os hablábamos de la nieve primavera, un tipo que surge en los meses más calurosos del año y aparece a finales de marzo con el aumento de las temperaturas, de ahí que al esquiar en el mes de abril encontremos este tipo de nieve.

La nieve primavera es también adecuada para practicar esquí cuando se encuentra en su fase esponjosa y no está demasiado derretida. Por eso, esquiar en el mes de abril es el momento perfecto para pillar una nieve una dureza adecuada desde la que deslizarse sin tropezar con moles duras de nieve. Esta nieve es óptima para principiantes, porque pierden el miedo a caerse si saben que la nieve amortiguará su caída; pero también para expertos porque les permite ir un paso más allá en su práctica.

LOS DÍAS SON MÁS LARGOS Y MÁS SOLEADOS

Además de temperaturas suaves, la primavera también nos trae días más largos. Esto es una buena noticia para los esquiadores, primero porque la circulación en las carreteras es menos peligrosa. En invierno, para aprovechar mejor el día en la nieve, es preciso arrancar muy temprano, prácticamente de noche y con el peligro de las placas de hielo que se puedan formar en la carretera.

Otra de las ventajas de esquiar en el mes de abril, con el horario de primavera, tanto el inicio como el final de una jornada de esquí cuentan con la luminosidad del día, algo que se agradece en el momento de desplazarse a la estación o volver de ella. También esta época del año trae muchos más días de sol. Las probabilidades de una ventisca o de un fenómeno meteorológico que nos impida esquiar son mínimas.

Además, muchos esquiadores prefieren este buen tiempo para esquiar por la posibilidad de relajarse en varios puntos de la montaña. Podrás quitarte lo esquís y sentarte al lado de la cascada de un lago, o regresar a la estación y disfrutar de sus zonas de ocio y relax. Tomarte un café caliente o disfrutar de un refresco al sol en compañía y en un paisaje nevado es un buen hándicap ¿Verdad?

ENCONTRARÁS MENOS MULTUTUDES

Esquiar en temporada alta es lo propio, pero seguramente las multitudes de esta época te hayan llevado a repensarte esta opción. Si alguna vez has hecho una escapada de esquí en Sierra Nevada en invierno habrás comprobado la dificultad que supone, por ejemplo, practicar el descenso. Esto es sin duda más complicado cuando debes tener mucho cuidado de lo arremeter con otro esquiador. Esquiar en el mes de abril ofrece la ventaja de no tener que preocuparte por la afluencia de las pistas, porque siempre suele ser baja. No vamos a deciros que os encontraréis un espacio vacío y completamente para vosotros, pero sí que notaréis como desaparecen colas y se abren más espacios para esquiar con seguridad.

Todavía estás a tiempo de aprovechar para reservar un día de esquí en Sierra Nevada y aprovechar al máximo las últimas semanas de nieve.  Y si todavía no te has introducido en el mundo del esquí, no tienes excusa, porque es el mejor momento para aprender a esquiar. Te están esperando los mejores monitores para tomar clases de esquí y unirte a la pasión por este deporte de invierno. No lo pienses más y vente a la mejor estación para aprender a esquiar.

Abrir chat